martes, 30 de octubre de 2007

QUIÉN ES CUÁNDO


Acentuadamente
César Hildebrandt
Quién es cuándo por qué cómo te digo.
Cómo te digo qué lo que no siento ni para
cuántos días cuáles lunas.
En qué pensabas tú cuando pensabas y a qué
atmósfera te ibas cuánto tiempo.
Cuánto gastamos en quién sabe qué y cómo nos hicimos
mientras tanto.
Qué pena haber perdido el tren cómo silbaba y qué
lástima el cuándo no cumplido.
A qué estupor nos vamos poco a poco
de qué madera vamos siendo astilla
en qué cielo negado nos soñamos
cuánto hay de sombra en el espejo frío.
Quién dice que sabremos cuándo y cómo
quién puede estar seguro de qué modo habrá de terminar
su no sabemos.
Qué cantidad de siglos en montones
qué cúmulos de horror en cielo negro
qué guerras más idiotas y qué héroes
y qué poco al amor las pocas horas.
Somos qué cosa en qué borrasca y cómo
qué polvo decimal de estrella ciega.

Ayer, mirando cosas viejas, hallé un poema, pero no en una servilleta sino fotocopiado de un periódico y pegado en una hoja bond. Era de la época de mis clases en la Villarreal, específicamente, una tarea dejada por mi querido profesor Salas [se notó aquí el sarcasmo?] de la clase de Lengua Española.

Al profe Salas tengo que agradecerle mi trauma para presentarme frente a un público, al exponer un tema del que estaba completamente enterado pero que a él no le gustaba. También mis más conchudas y prolongadas tiradas de clase de toda mi vida estudiantil y finalmente, mi decepción por una carrera, la que creí iba a colmar mis expectativas y ser una de las mejores elecciones que había tomado, terminando por ser todo lo contrario.

Respecto al texto arriba transcrito, pertenece a César Hildebrandt y fue escrito en su columna Decires y publicado en el diario Liberación y repetido hasta el cansancio por Salas como ‘un ejercicio solemne de la lengua en su más pura visión lingüística y gramatical’ Para mí, es un juego de pronombres y adverbios bien logrado. El objetivo de la tarea era cambiar estos pronombres y adverbios que no cumplan una función de ilación y correlación del texto, por sustantivos, verbos, etc que mantengan el sentido.

Aunque tardíamente, aquí está mi versión de los hechos:

Quién es él por última vez te digo.
Cómo te digo yo lo que no siento ni para
negros días blancas lunas.
En qué pensabas tú cuando pensabas y a qué
atmósfera te ibas este tiempo.
Cuánto gastamos en quién sabe qué y cómo nos hicimos
mientras tanto.
Qué pena haber perdido el tren mientras silbaba y qué
lástima el viaje no cumplido.
A qué estupor nos vamos poco a poco
de qué madera vamos siendo astilla
en qué cielo negado nos soñamos
cuánto hay de sombra en el espejo frío.
Quién dice que sabremos cuándo y cómo
quién puede estar seguro de qué modo habrá de terminar
su no sabemos.
Qué cantidad de siglos en montones
qué cúmulos de horror en cielo negro
qué guerras más idiotas y sin héroes
y qué poco al amor las pocas horas.
Somos poca cosa en esta borrasca y totalmente
ennegrecido polvo decimal de estrella ciega.

Qué tal? Si bien no son tan grandes los cambios creo que ya no hay tanta confusión entre ‘cuándos’ y ‘cómos’ Si alguno de ustedes tiene una mejor versión, adelante cópienla y traten de variar palabras sin afectar la armonía del texto. Ah y por si les quedó la duda, obviamente nunca llegué a presentar este trabajo.

4 comentarios:

Dragón del 96 dijo...

Definitvamente, tu texto me pareció más digerible.

Slaudos.

Fiore dijo...

Muy bueno!!! una estrellita para ti XD

Gracias por la visita, nos leemos

Un bso

carmendelly dijo...

Me quede conla boquita abierta :O

Julio Cesar dijo...

pensándolo bien fue gracias a ese profe que casi casi te conviertes en poeta

positivo positivo